viernes, 9 de agosto de 2013

Una Psicóloga para los familiares y amigos de Guille

María José Fernández Psicóloga y Ramón Camelino vice intendente 

A raíz del episodio, vivido este domingo último en la localidad de Itá Ibaté, que tuvo como protagonista la violencia extrema y le costara la vida a un joven de 18 años en mano de otro de 17 años, altero la tranquilidad del pueblo. El vice intendente Ramón Camelino requirió la presencia de la Psicóloga María José Fernández para brindar asistencia a la familia del occiso y al círculo de amistad.

Entrevistada a la profesional manifestó: “A través de la gestión del vice intendente Ramón Camelino, hizo que yo esté en este lugar, atendiendo la problemática que acongoja a este pueblo”.

“Estuvimos trabajando con los familiares, con los amigos, y con la gente más allegada a la víctima, estuvimos trabajando en conjunto para poder recordarlo y que quede el recuerdo de Guille, que dejó un legado muy grande en el pueblo, se nota mucho la congoja de la gente en sí”.

 “Pero también de los recuerdos que él dejó para con toda la gente. Tanto en la comunidad educativa, como en la relación más intima entre los amigos, con los familiares, pero también con la comunidad toda, de hecho todos los representantes de la comunidad están muy movilizados para que, el pueblo digamos quede con esta idea de poder recordarlo a él y que dejen el caso en mano de la justicia”.

“Este pueblo se caracteriza por la tranquilidad, por conocerse entre todos y conviven continuamente en paz, este hecho es bastante particular, bastante singular y eso hizo que se movilice de esa manera la comunidad, el pueblo tiene que sacar una enseñanza de esto, la posibilidad de que la violencia no se tiene que repetir, tiene que ser un hecho aislado y tiene que responderse de dos maneras, actuando la justicia para que pague el responsable, pero también se tiene que mancomunar el pueblo. No tiene que separarse y empezar a pensar en base al odio y al rencor”, enfatizó la profesional.         
                  
Ramón Camelino Vice Intendente

"Todo esto días estuve con la familia de Guillermo Torres, con la gente de Itá Ibaté, acompañando con lo que podía desde mi función y como ciudadano, me toco más profundamente como itatibateño, que viví toda mi vida en Itá Ibaté". 

“Me llama mucho la atención y me alarma la forma de vivir de nuestra juventud, hace 10 años transitaba por las calles de mi pueblo como joven y vivíamos de otra forma, teníamos otras conductas, más allá de la rebeldía que podíamos tener como adolescentes, eso siempre pasó y va seguir pasando por un tema de crecimiento de las personas que tiene que pasar por esa etapa”.

“Pero me llama mucho la atención en esta época, en esto tiempo esta rebeldía muy abrumadora, con la falta de respeto, con la prepotencia, con la soberbia y eso no conduce a buen puerto. Lamentablemente hubo hecho trágico, como consecuencia de la intolerancia que vivimos como sociedad”.

“Esta tragedia me afecto en lo más profundo de mi ser, y desde mi función del primer momento estuve apoyando y colaborando con las distintas instituciones, la policía, iglesia y estar fundamentalmente con la familia”.

“María José es una amiga de hace mucho tiempo, esposa de un colega, hace un tiempo atrás veníamos hablando de un programa que teníamos conversado con la concejal Noelia Almada de armar un protocolo de actuación en tema de adicciones, que veíamos con interés de sumar desde el concejo municipal de la mujer, que también se había creado”.

“Nunca lo pudimos llevar adelante por diferentes cuestiones, pero María José ya sabía lo que nosotros teníamos pensado y como queríamos encarar en el pueblo. Lamentablemente pasó un hecho y tuve que llamarle de urgencia, por suerte ella acudió inmediatamente a colaborar con la familia de la víctima y también con los amigos, dándole contención profesional que se necesita en esto caso para superar la situación”.

Para la juventud de Itá Ibaté, el vice intendente hizo un llamado de atención: “Chicos lo que les pediría que mantenga la rebeldía natural que tiene el joven, de expresarse, de vivir su juventud, pero controle un poco las emociones fuerte, hable con su familia, con sus padres, ellos nunca le van a desear el mal”.

“Recuerdo que mi padre me decía algún día me vas a agradecer lo que yo te prohíbo ahora y es así. Uno valora más a su padre o su madre cuando le pone límite y lo guía por el buen camino y no dándole libertad o libertinaje que muchas veces son perjudiciales para uno como joven”.

“Por eso no tenemos que desconocer a nuestros padres, tenemos que entender las recomendaciones que  nos dan. Porque simplemente están buscando criarnos bien y que nosotros seamos una persona feliz”.          
“Les pido a los jóvenes que bajen un poco las revoluciones en algunas conductas, en los enfrentamientos que tienen y son abundantes, me preocupa muchísimo tener noticias diario o cada fin de semana de las agresiones, peleas y eso no lleva por buen camino”.

“Sean felices y vivan la juventud como tienen que vivir, expresado esa rebeldía natural que tienen y compartan con su compañeros todas las vivencias, pero cuídense por sobre toda las cosas”.             
                         


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada