jueves, 27 de octubre de 2011

Itá Ibaté: preocupación vecinal por el incremento de hechos de inseguridad


EL DATO
El intendente Portela informó que la Comuna tomó algunas medidas en cuanto a operativos de control de tránsito, aunque sin presencia de la Policía.

Vecinos y autoridades de la localidad de Itá Ibaté se encuentran consternados ante los reiterados hechos de inseguridad que se viven desde hace algunas semanas. Todos los dardos apuntan a la Comisaría local, con la que el Municipio directamente cortó relaciones y pidió apoyo al Escuadrón local de Gendarmería Nacional. El intendente, Manuel Secundino Portela, adelantó que solicitará una audiencia con el gobernador, Ricardo Colombi, para plantearle la situación, ya que desde el Ministerio de Gobierno no tienen respuesta.
El intendente de Itá Ibaté, Manuel Portela, habló con El Litoral sobre los hechos delictivos que tienen conmocionada a la comunidad local, sobre todo a los comerciantes y operadores turísticos. El jefe comunal sostuvo en este sentido que en su mayoría se trata de robos o hurtos a cabañas, hoteles y comercios, además de molestias a turistas y hechos vandálicos por la noche en la Plaza Central, donde no hay presencia policial. Además, señaló que “hay un personaje con muchos antecedentes criminales, que tiene atemorizada a la población, pero la Policía realmente no hace nada”.
En este sentido, Portela apuntó todos los dardos contra el comisario local, Alfredo Zalazar, y una oficial que tiene a cargo a los efectivos locales. “No toman las denuncias y no ponen a trabajar a los policías; ya le planteamos al ministro (Gustavo) Valdés que estas personas no son idóneas para el cargo que ocupan, pero no nos dio respuestas”, comentó Portela.
El intendente itaibateño señaló que el Municipio que administra cortó relaciones con el Comisario: “Ya no le enviamos invitaciones a los actos oficiales, porque nos sentimos solos y desprotegidos ante la inoperancia de esta persona”, explicó Porteña. Ante esta situación, el Municipio envió una nota al Escuadrón de Gendarmería que funciona en Itá Ibaté, para solicitar apoyo en las tareas que realicen.
En este marco, Portela explicó que hace alrededor de un mes le plantearon la situación al ministro de Gobierno y Justicia, Gustavo Valdés, quien -según el jefe comunal- negó que haya hechos de inseguridad y prometió algunas soluciones parciales “que no se concretaron”. En este sentido, el intendente recordó que cuando el Comisario fue designado, “venía con muy malas referencias de Berón de Astrada, y nos opusimos, pero nadie nos escuchó y ahora estamos padeciendo eso”.
Por su parte, el párroco local, Jorge Ojeda, se refirió al tema ayer en declaraciones radiales. El religioso recordó que habló con Gustavo Valdés hace alrededor de un mes: “Concretamente le pedi más efectivos y la respuesta fue que espere a que salga una nueva camada de policías; mientras tanto, que pasa con el pueblo”, se preguntó el religioso.
“Le dije cuando lo vi: ‘Gustavo el pueblo no está tranquilo, la gente tiene miedo cuando sus hijos salen a la calle, que se perdió la paz. Hay muchas cosas lindas pero hay otras que debemos cambiar’”, recordó el padre Jorge, quien también comentó que los fieles “se quejan, vienen, lloran, me cuentan; no es una sensación, es muy real”, sentenció el párroco.

Audiencia
Ante esta situación, Manuel Portela adelantó que gestionará una audiencia con el gobernador, Ricardo Colombi, para explicarle la situación y que tome cartas en el problema. “Ya que el ministro niega todo, vamos a pedirle al Gobernador que actúe, y que escuche a la comunidad de Itá Ibaté; yo estoy seguro que él nos va a traer una solución”, concluyó Portela.

Fuente:Diario el Litoral de Corrientes

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada